Expertos, colectivos y ciudadanía se unen en La Laguna para diseñar medidas que mejoren la integración de las personas migrantes

Medio centenar de personas participan en la segunda sesión de la Mesa Municipal de Acogida a Personas Migrantes y Refugiadas       

El centro ciudadano Las Madres de Padre Anchieta acogió ayer la segunda Mesa  Municipal de Acogida a Personas Migrantes y Refugiadas, un espacio  para la reflexión, el trabajo conjunto y la coordinación de acciones en torno a la cuestión migratoria en La Laguna, en el que, mediante grupos de trabajo plurales, se debatieron y recogieron diferentes propuestas para mejorar las políticas locales en materia de integración, unas medidas que se reunirán en un documento de consenso para su aprobación en la tercera sesión de este foro participativo. Medio centenar de representantes de entidades, colectivos, ciudadanía organizada y administraciones participaron en este encuentro, en el que también se expusieron todos los detalles de la Estrategia Antirrumores local y de la próxima jornada intercultural y medioambiental en Las Canteras.

Esta Mesa Municipal surge tras la adhesión del Ayuntamiento de La Laguna a la Red de Ciudades Refugio y en el marco de un amplio programa de acciones que, como municipio de acogida y en el que la Administración estatal ha instalado dos macro Centros de Acogida Temporal de Extranjeros (CATE), quiere promover un modelo más humano a través de pequeños centros de acogida, garantizar el bienestar de las personas migrantes y plantarle cara al racismo y la xenofobia.

El primer teniente de alcalde y concejal de Bienestar Social, Rubens Ascanio, presidió una Mesa con una “alta participación y compromiso de representantes de las personas migrantes, colectivos vecinales, profesionales de la Psicología y Abogacía, así como diferentes organizaciones, instituciones públicas y plataformas sociales. Esta iniciativa está demostrando ser un espacio necesario y se está convirtiendo en un lugar de referencia a la hora de valorar las políticas de acogida y migratorias, todo dentro de la apuesta de nuestro municipio por poner en valor la diversidad y la multiculturalidad como elementos enriquecedores de nuestra sociedad”.

La Mesa contó con representantes de la Corporación municipal, la Dirección general de Protección a la Infancia y la Familia del Gobierno de Canarias,  ULL, Atención Primaria del Servicio Canario de Salud, los colegios profesionales de Psicología y Abogacía, y diferentes organizaciones.

Entre las entidades participantes, se incluyeron las organizaciones que gestionan los CATE de Las Raíces y Las Canteras, la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y Accem, así como el Centro de Estudios Africanos de la ULL, Fundación Don Bosco, Asociación Coliseo, Cáritas, Delegación de Migraciones de la Diócesis de Tenerife, varias entidades vecinales, la Asamblea de apoyo a migrantes de Tenerife, la Red Migrante de Tenerife, la Asociación Mayores Valores, colectivo Aquí Estamos, Religiosas Filipenses, la ONG Solican y representantes de la Estrategia Antirrumores de La Laguna.

Además, la técnica municipal del Área de Bienestar Social, Carmen Gloria Pareja, quien organizó “una interesantísima sesión de trabajo por la que, a través de grupos de reflexión, se ha podido obtener conclusiones y propuestas de gran valor y que serán tratadas en la siguiente mesa para poner en marcha acciones concretas en cada una de estas temáticas”, valoró el concejal.

Las personas participantes se organizaron en grupos de 6 personas para, en una dinámica participativa, realizar un diagnóstico y aportar propuestas de actuación en materia de acogida e integración, con un proceso que incluyó la descripción del problema, quiénes lo podrían solucionar y cómo actuar. Estas aportaciones, que se integrarán en un único documento, “son muy valiosas porque nos sirven para priorizar temas y acciones que guíen el trabajo municipal”, señaló Ascanio.

Además, se presentaron a la Mesa los documentos y estrategias desarrolladas dentro del Proyecto Antirrumores local, otra de las estrategias centrales del mandato en materia de acogida y cuyo objetivo es combatir la discriminación y el racismo abordando el origen de los prejuicios y estereotipos negativos para prevenir su consolidación y difusión.