La Laguna contrata a 67 personas en situación de desempleo para la limpieza de caminos y barrancos

El programa impulsado por el área de Medio Ambiente culmina con la adecuación de más de 28.000 metros cuadrados y la recogida de 1.000 metros cúbicos de restos orgánicos, residuos y enseres     

El Ayuntamiento de La Laguna ha contratado a un total de 67 personas en situación de desempleo para la limpieza de caminos y barrancos del municipio. En el marco del Plan de Fomento del Empleo Agrario, la Concejalía de Medio Ambiente y Lucha contra el Cambio Climático ha llevado a cabo este proyecto para generar actividad económica y adecuar 11 zonas del casco y la costa, con una intervención global que se desarrolló durante seis semanas y que permitió la recogida de 1.000 metros cúbicos de residuos, enseres y restos orgánicos. 

El edil responsable del área, José Luis Hernández, destacó que esta acción “ha tenido un componente formativo importante, ya que la finalidad es facilitar la inserción laboral de aquellas personas que se encuentran en paro y que carecen de conocimientos específicos para desempeñar una profesión”.

Mediante el aprendizaje y la experiencia adquirida a través de este Programa de Formación en Alternancia con el Empleo (PFAE), desarrollado gracias a la colaboración del Servicio Canario de Empleo y el Servicio Público de Empleo Estatal, se ha conseguido “mejorar la empleabilidad de la población beneficiaria y acondicionar diversos espacios naturales antes de la llegada del periodo estival”. El concejal recordó que las labores de limpieza en estos lugares “son imprescindibles no solo para prevenir avenidas e incendios, sino también para garantizar la adecuada conservación de barrancos y caminos rurales, en los que se han introducido especies exóticas que ponen en riesgo nuestra biodiversidad y en los que, en ocasiones, se arrojan todo tipo de materiales”.

La intervención global ha abarcado un total de 28.377,5 metros cuadrados y ha culminado con la retirada de 1.000,6 metros cúbicos de residuos, enseres y restos orgánicos. Los trabajos han sido llevados a cabo entre febrero y el presente mes en siete zonas del casco y cuatro ubicadas en la costa. Dentro de la primera área, se ha actuado en los barrancos de Cha Marta y del Pie de la Ladera, el Canal de la Triciada, los caminos de El Rincón y Las Peñuelas, la travesía de San Diego y el barranquillo Hoya del Camello. En el segundo ámbito, las labores tuvieron lugar en los barrancos de Las Cuevas, Homicián, El Tanque y La Hondura.

José Luis Hernández agradeció “la actitud positiva” mantenida por las personas participantes en este programa, “a pesar de las limitaciones provocadas por la pandemia”, y puso en valor la importancia de desarrollar iniciativas como esta en un contexto de crisis como el actual, “al favorecer la inserción laboral e ir acompañada de ayuda económica”. Al mismo tiempo, resaltó la buena acogida que ha tenido esta acción entre la ciudadanía, “al facilitar también el disfrute de la naturaleza de una forma sostenible, por ejemplo de los senderos entre San Diego y Las Peñuelas o El Rincón”.